El insomnio es el desorden de sueño más común. Se caracteriza por no poder dormir o tener un sueño muy ligero, explican los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés). Para no dar más vueltas en la cama, conoce los mejores remedios naturales para aliviar el insomnio.

Qué causa el insomnio

La Clínica Mayo informa que existen diversos factores que influyen en la aparición del insomnio: el estrés, la ansiedad y la depresión. Pero también influyen nuestro estilo de vida y otros factores del entorno, como el cambio de horario o un viaje a otro país.

Nuevos hallazgos sobre el dueño

En un estudio de 2018, investigadores del Instituto Appleton para Ciencias Conductuales en la Universidad Central Queensland, en Australia, hallaron que el 60% de las personas que tuvieron relaciones íntimas satisfactorias antes de dormir, tuvieron una mejor calidad de sueño.

1. Leche caliente

Según explica la Dra. Maija Valtonen, de la Universidad Kuopio de Noruega, la leche contiene una hormona llamada melatonina, que se relaciona con el sueño profundo. “Debido a esto, la leche es efectiva para combatir el insomnio y otros problemas para dormir”, puntualiza.

2. Valeriana

La raíz de valeriana tiene propiedades sedantes, ayudar a conciliar el sueño y a dormir de manera más profunda, explica la Dra. Susan Hadley, del Hospital Middlesex, de Inglaterra. Toma una infusión de esta raíz o su extracto, pero cuidado: si te excedes, quizá te cueste trabajo levantarte al otro día.

3. Tila

En un experimento llevado a cabo por el Instituto Nacional de Psiquiatría en México, se encontró que la tila es un efectivo sedante y ansiolítico. Una infusión de esta planta te relaja y ayuda a mejorar la calidad del sueño. También tiene propiedades antiespasmódicas y combate la tensión muscular.

4. Lechuga

Prepárate para dormir como en un lecho de… lechugas: una infusión de lechuga puede ayudarte a conciliar el sueño y dormir mejor, además de aliviar dolores ligeros, pues contiene un par de sustancias con efectos sedantes y analgésicos, explica un estudio publicado en el Journal of Ethnopharmacology.

5. Meditación

“El insomnio provoca que el cuerpo se condicione a estar despierto por más tiempo o en horarios inadecuados. Pero la meditación y la relajación ayudarían a regular los ciclos de sueño, evitando así el insomnio”, asegura el Dr. Ramadevi Gourineni, director del programa sobre insomnio en el Northwestern Memorial Hospital.

6. Musicoterapia

Cierta música puede ayudarte a dormir mejor, explica La Dra. Gail Mornhinweg, de la Universidad de Louisville. “Todo lo que hay que hacer es escuchar música durante al menos 30 minutos antes de ir a dormir. Basta concentrarse en el sonido y relajarse; luego de eso vas directo a la cama. Parece simple, pero es efectivo”, asegura.

7. Lavanda

¿Te gusta la aromaterapia? Entonces la lavanda es para ti: el Centro Médico de la Universidad de Maryland informa que el aroma de esta planta ayuda a relajar el sistema nervioso, a combatir el estrés y a conciliar el sueño. Aromatiza tu habitación con aceite esencial de lavanda o toma una infusión de esta planta para aliviar el insomnio.

8. Ejercicio

El Dr. Timothy Morgenthaler, de la Clínica Mayo, explica que el ejercicio ayuda a combatir el estrés y la ansiedad, y resulta de gran ayuda para mejorar la calidad del sueño. Sólo hay que tener cuidado: realizar ejercicio pocas horas antes de dormir podría sobreestimular y provocar insomnio.

Evita las preocupaciones

¡No resuelvas problemas en la cama! Mejor, reserva tiempo para solucionar los problemas al comienzo del día, así no te acuestas con sentimientos de ansiedad. Si aun así algo te preocupa, escríbelo en una libreta antes de dormir: expresar las preocupaciones te ayudará a sentirte más tranquilo.

9. Flores de naranjo

Según la Dr. Ying-Ju Chen, de la Universidad Providence en Taiwán, las flores de naranjo o azahares, tienen un poderoso efecto ansiolítico y relajante, de manera que ayudan a dormir mejor. Toma una infusión de estas flores o inhala el aceite esencial durante unos minutos antes de ir a la cama.

10. Ordena tu habitación

Ordenar la habitación y arreglar la cama todos los días ayudaría también a mejorar la calidad del sueño. “Luego de un día de trabajo es muy importante tener un lugar adecuado para dormir, si nuestra habitación está desordenada no podremos relajarnos lo suficiente y tendremos problemas de sueño”, explica el Dr. David Cloud, director de la Fundación Nacional del Sueño.

Respeta tus horarios

Desvelarte unos días o despertar tarde otros, puede provocar un desbalance en tu cuerpo. Lo mejor es tener horarios establecidos: acostarse y levantarse siempre a la misma hora, de este modo se normalizan los ciclos biológicos que se relacionan con el sueño.
Tomado de: https://bit.ly/2vmYgrq