Tal vez la palabra diversidad nos sea familiar, pero ¿qué tan cocientes somos de la gran responsabilidad que tenemos al ser habitantes del segundo país mas diverso del mundo?
Los agrotóxicos en la agricultura, la minería irracional, la producción de electricidad desmedida, el uso de suelos inapropiados para la producción de bovinos, la caza de especies amenazadas por costumbres culturales inapropiadas, ¿cuándo cada uno de nosotros elegirá no hacer algo que oscurezca su moral y destruya la estabilidad de un ecosistema? Largo es el camino hacia el uso intelectual de nuestros recursos ambientales y nuestros pasos son  muy cortos.
Somos bosque, mar, páramo, ave y reptil, somos el sabor del trópico y la vida del pacifico… No lo olvides